Portada Opinión Carta desde el futuro

Carta desde el futuro

Laia Sastre
Imagen de Bruno de Pixabay

Carta a mí misma, enviada en Diciembre de 2020

Querida Laia del pasado,

¡Hoy es 31 de diciembre y tengo que admitir que el 2020 ha sido un año increíble! Han pasado muchísimas cosas que me han ayudado a llegar exactamente donde quería estar y ser cada día mejor en todo lo que hago.

Me siento muy satisfecha y orgullosa de haber ayudado a reconducir el negocio familiar y posicionarlo justo donde queríamos tenerlo: además de estar tranquilos y satisfechos financieramente, cada día ayudamos a más empresas a encontrar el equipo A que les ayude a crecer y continuar haciendo su magia, a la vez que ayudamos a candidatos a seguir avanzando en su carrera profesional.

También hemos ayudado a conectar a la comunidad de ingenieros de sistemas en Auckland a través de eventos con valioso contenido que potencia compartir ideas y la libre discusión sobre temas de interés y actualidad. El feedback que hemos tenido ha sido alucinante y queremos llevarlo un paso más allá a través de talleres que puedan añadir más valor y profundidad a los temas que interesan a nuestra comunidad de ingenieros.

Me siento súper feliz de ver que mi hija de poco más de dos añitos sigue creciendo felizmente, con una risa y sonrisa que nos deja sin aliento, sorprendiéndonos día a día y haciendo que nuestros corazones estén a rebosar de amor. Y de que nuestro segundo hij@ este en camino, otra razón más para añadir a nuestra cesta de felicidad.

A la vez, me llena de satisfacción seguir apoyando a madres y padres que como nosotros siempre están “en movimiento”. A través de nuestros productos intentamos hacer que la experiencia de ser padres activos sea más fácil y llevadera. Me llena de felicidad recibir los comentarios de padres y madres con las historias de como nuestros productos les hacen la vida más cómoda. ¡Ver como pasito a pasito voy mejorando lo que empezó como un hobby y lo voy convirtiendo en un negocio, no tiene precio!

¿Te acuerdas de cuantas veces me dijiste que tenía que aprender marketing digital? Estoy encantada de haberte hecho caso y adentrarme en este nuevo campo del que tengo tanto que aprender, enfocándome en comercio digital. Algo que voy aplicando día a día al negocio familiar y a mi pequeña tienda online.

En 2020 he aprendido mucho: como ser mejor compañera, amante, mama, hija, hermana, amiga y profesional. Y aun estando a tope, he sacado tiempo para aquellas cosas que me gustan y me hacen sentir bien: meditación y yoga, leer novelas, hacer deporte, conectar con los amigos (viejos y nuevos) y algún viaje de chicas además del tiempo en familia. He aprendido que el relajarse y disfrutar de lo que se tiene te lleva más lejos que el querer abarcarlo todo, y sobre todo, te hace sentir más equilibrio a nivel interior.

En el 2020 también he aprendido mucho de todas las personas que se han cruzado en mi camino. He sido más valiente y decidida, a la vez que flexible y comprensiva. He sido capaz de encontrar placer fuera de mi zona de confort y en aquellas cosas que no puedo controlar. Y estoy muy orgullosa de todas las amistades que conservo y de todas las nuevas que estoy creando.

He podido disfrutar de aquellas cosas que me hacen sentir bien sin la presión de tener que hacer lo que se supone que debo hacer. ¡Y solo por ello, 2020 ha sido un año fantástico!

Con mucho cariño, Laia

¿Qué significado tiene esta carta?

Seguramente te estas preguntando el por qué de este artículo. Leí la carta de Jakub Jurkiewicz inspirada en el trabajo de Benjamin Zander y Rosamund Stone Zander y su concepto de “Dar un Excelente” (“Giving an A”) en su libro “Art of Possibility”. Tras leer su carta me di cuenta del poder que este ejercicio tiene: vivir dándote un Excelente cada día es una posibilidad, y yo he decidido darme un Excelente por todo el 2020. La idea de escribir una carta para uno mismo desde el futuro es estupenda: que pasaría si fueras a tener un Excelente por cada “asignatura” que tuvieras en la vida – no como una herramienta para medirte sino como un instrumento para abrirte a posibilidades. ¿Vivirías tu día a día más tranquilo y disfrutándolo más?

Esto es lo que he hecho – he decidido darme la oportunidad y posibilidad de vivir un año con «Excelentes» en todo lo que hago. Y cada tres meses, releer esta carta para recordarme la persona que quiero ser y las cosas que quiero conseguir en el 2020.

Feliz Año Nuevo gente! A por un año lleno de éxitos!

Artículos relacionados

Comente